MailChimp cambia sus términos y condiciones

Síguenos en |    

MailChimp, el servicio para la realización de campañas de marketing por correo electrónico, modificó a lo largo de la semana pasada casi la totalidad de sus términos y condiciones, o lo que es lo mismo sus Condiciones de Uso y su Política de Privacidad, así como algunos ajustes menores en su Política de Copyright. A consecuencia de estos cambios, ha surgido un nuevo texto, la Política de Uso Aceptable, y las Condiciones de Uso de la API se han reubicado.

El servicio, empleado por más de 3 millones de usuarios, distribuye más de 4 mil millones de correos electrónicos al mes. Por tanto tiene un volumen nada despreciable hoy por hoy, lo que hace todavía más interesante conocer los cambios implementados.

Geolocalización y otros datos de la empresa según sus términos y condiciones, en el Mapa de Términos y Condiciones.

De modo que veamos en qué han consistido estas modificaciones:

Condiciones de Uso

  • El primer cambio obvio es que todas las diferentes políticas han sido simplificadas y acortadas, incorporándose además un mini párrafo a modo de resumen para cada cláusula. Las versiones anteriores eran más largas y ásperas en el lenguaje.
  • Diferentes cláusulas de las anteriores Condiciones de Uso se han integrado en un nuevo texto, la Política de Uso Aceptable. Principalmente todo lo que hablaba de buenas prácticas, contenido y acciones prohibidas y aspectos relativos al SPAM se han reubicado en este nuevo texto.
  • Se ha añadido el contenido del apartado 6, relativo a la disputa por la titularidad de cuentas. Se establece que MailChimp no arbitra quién es titular de una cuenta, que es algo interno de cada organización, que está prohibido pedir acceso o información sobre una cuenta de tercero y que en caso de duda, MailChimp resolverá el tema de la titularidad en función del contenido de los emails y la agenda de contacto de esa cuenta.
  • Se aclara que los Email Credits no expiran pero que si una cuenta que los emplea se pasa 12 meses sin dar señales de vida, MailChimp puede eliminarla.
  • Ahora si no es posible procesar un pago vía la tarjeta de crédito indicada, MailChimp contactará con nosotros y suspenderá la cuenta (en principio por un máximo de 30 días) hasta que el pago pueda ser procesado.

  • El contenido propio de MailChimp ahora puede usarse pero únicamente según lo establecido en las Brand Guidelines. Por su lado, el contenido subido por el usuario para crear un boletín se indica ahora que sigue siendo suyo (antes no se decía nada), aunque puede ser distribuido en los términos señalados en los diferentes textos.
  • El nuevo apartado 19, “Compliance with Laws“, tiene especial importancia para quien use MailChimp desde algún país del Espacio Económico Europeo o envíe allí sus correos. Si bien ya se contemplaba una previsión similar antes, la actual es mucho más detallada e incluye varios aspectos a cumplir, contemplados en las letras A) a D), por quien se encuentra en la situación indicada. En resumen: explicar la finalidad del tratamiento, señalar que se está usando MailChimp, obtener el consentimiento expreso para transferir los datos recabados a MailChimp, cumplimiento de normativa aplicable, conseguir permiso para que MailChimp pueda enviar comunicaciones en nuestro nombre y aceptar indemnizar a MailChimp en caso de alguna vulneración de lo previsto.
  • Pequeño cambio respecto al apartado de daños y perjuicios, cláusula 25. Los importes no han variado, pero la letra c) sí se ha visto modificada, antes se podían exigir daños si en 10 días no se había pagado lo debido, ahora es a partir de 30 días.
  • La cláusula 26 establece ahora la previsión de que nos puedan solicitar una reparación equitativa o no monetaria.
  • La cláusula 27 (“Subpoena fees”) también es nueva, en cuanto a los importes que MailChimp puede reclamar en caso de ser citada en alguna controversia relacionada con nuestra cuenta.
  • Entre las causas de fuerza de mayor por las que no responderían ahora también se encuentra el apocalipsis zombie, cláusula 32. :P
  • La cláusula 33 ahora indica concretamente las secciones que seguirán en vigor incluso una vez se haya dado por terminada la relación servicio – usuario.

Política de Privacidad

  • Al igual que con las Condiciones de Uso, la Política de Privacidad también ha sido simplificada y acortada, incorporándose además un mini párrafo a modo de resumen para cada cláusula. La versión anterior era más extensa y seca en el lenguaje.
  • Se ha ampliado bastante la información sobre cookies, funciones y datos recopilados, hasta el punto de hablar de las cookies de Flash (que dicen no usar para nada pero que no pueden desactivar) y dedicarle un apartado en exclusiva a los famosos web beacons (lógico siendo un servicio especializado en correo electrónico).
  • La cláusula 7 es nueva en su totalidad, relativa a la información personal que podamos dar a conocer en el sitio (vía comentarios en su blog por ejemplo), la información personal que los widgets de redes sociales puedan recolectar (como el botón “Me gusta” de Facebook) y los enlaces a terceros que el sitio incluye y que obviamente aplicarán sus propias prácticas de privacidad.
  • Se han reducido los usos que MailChimp puede hacer de las listas de distribución subidas al servicio, cláusula 9.
  • La cláusula relativa a su adecuación a la normativa británica en materia de protección de datos de carácter personal ha sido eliminada.

Y hasta aquí los cambios en los términos y condiciones de MailChimp. ¡Feliz campaña de correo!

—–

Una respuesta a «MailChimp cambia sus términos y condiciones»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.