Lanzamos #InfluencerLegal: el mundo influencer desde una visión jurídica

El Oxford Living Dictionary define al influencer (legal o no) como una persona con la habilidad de influir a potenciales compradores de un producto o servicio mediante la promoción o recomendación de artículos o ítems en redes sociales.

Sin embargo, mucha gente ve a la figura del influencer como algo poco serio. Y si bien no es oro todo lo que reluce, es innegable hoy en día la importancia que los influencers o el marketing de influencia está adquiriendo en la venta y promoción de productos y servicios.

Para empezar el marketing de influencers lleva más de 18 meses en crecimiento, en especial gracias a Instagram, pero sobretodo ya que las marcas están viendo que la inversión en este tipo de publicidad les está reportado un considerable beneficio.

De hecho, desde 2016 hay estudios que demuestran que el ROI del marketing de influencia supera con un margen más que respetable a los anuncios mediante banners e incluso llega a traducirse en ventas offline.

Además, el hecho de que el algoritmo de gigantes de la publicidad online como Facebook haya dado recientemente menos prioridad al contenido de páginas en la plataforma (incluso al de pago), ha incrementando la importancia del marketing mediante influencers y el alcance y visibilidad que una marca puede alcanzar con el mismo.

Es decir, la importancia del influencer como herramienta de marketing es innegable y no tiene visos de ir a menos en los próximos años.

Ahora bien, a la vez que ganan importancia a nivel de negocio, no dejan de aparecer noticias relacionadas con influencers y sus meteduras de pata de tipo legal: en la gestión de marcas, el incumplimiento de contratos o la promoción de contenido. Por tanto, que un influencer se ajuste a lo legal parece importante.

Por ello hemos decidido lanzar una línea de trabajo exclusivamente dedicada al mundo de los influencers y sus cuestiones jurídicas: #InfluencerLegal

No es que el mundo del marketing de influencia sea “alegal” o requiera de nuevas normas precisamente. Todo lo necesario ya está más que regulado. Pero sí es cierto que comienza a ser un campo tan grande que merece la pena dedicarle una atención especial y más personalizada.

Ya en 2017 hicimos nuestros primeros pinitos en este ámbito con la vídeoguía legal para youtubers.

Ahora proponemos algo más global respecto al tipo de influencer y más regular en cuanto al contenido. Para ello hemos abierto una cuenta de Instagram de Términos y Condiciones en la que hablaremos mayormente de cuestiones jurídicas para influencers, mediante publicaciones, stories, memes, vídeos y demás. Ahí van unos ejemplos:

Los impuestos no deben ser una broma para los influencers:

Aquí una de nuestras stories para influencers:

influencer_legal

También hablaremos de la materia en nuestro perfil de Twitter y luego en especial en este mismo blog, analizando los servicios y plataformas más comúnmente usados por anunciantes e influencers, como por ejemplo el análisis de las condiciones legales de Coobis, además de otras cuestiones jurídicas relacionadas con el marketing de influencia (nuevas políticas en redes sociales, cláusulas a tener en cuenta en una contratación o gestión de la publicidad). La finalidad es hacer de #InfluencerLegal un espacio de referencia para los protagonistas del marketing de influencia.

Con todo ello esperamos poder ayudar a muchos de esos influencers (a los que también seguimos, vemos o escuchamos) en las cuestiones jurídicas de su día a día, a la vez que ofrecemos seguridad jurídica a quien desee introducirse en este ámbito.

Para más información, síguenos en Instagram o Twitter.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.