Patreon – Análisis de sus términos y condiciones

Hoy analizamos una de las plataformas más relevantes entre influencers, Patreon. Pero, ¿qué es Patreon? Pues bien, Patreon es una plataforma de micromecenazgo donde el influencer puede crear un perfil y recibir donaciones de sus seguidores, bien a través de cuotas de suscripciones o bien a través de donaciones por una obra concreta.

¿Para qué se usa normalmente? Si eres una empresa o patrón puedes acceder a esta plataforma en busca de un influencer en concreto que se adapte a las características de tu marca y que pueda realizar vídeos, dibujos o podcasts, entre otros, promocionando tus productos a cambio de una remuneración mensual o una remuneración concreta por obra realizada.

Si eres un influencer, esta plataforma te ayudará a dar a conocer tus obras y trabajos al mundo y recibir una compensación a cambio. Podrás ir colgando el proceso de elaboración de cada proyecto hasta llegar a su finalización. Por tanto, podrás elaborar proyectos propios u otros concretos que las empresas o seguidores te encarguen a cambio de una remuneración.

Captura de pantalla (118).png

Ahora bien, cuando contratas o te das de alta en Patreon, tanto si eres una empresa/patrón o un influencer/creador, estás aceptando unas condiciones legales con una serie de implicaciones. ¿Cuáles son? Vamos a verlo. Las condiciones que podemos encontrar en la web de Patreon son: su Política de Cookies, su Política de Privacidad y sus Términos de Uso.

Cookies

A nivel de Cookies, Patreon no notifica al usuario que le instala cookies. Es decir, no hay popup de primera capa ni posibilidad de aceptar o rechazar las muchas cookies usadas por el servicio.

Entre esas cookies debemos destacar, por su importancia en la recogida de datos, las de publicidad y retargeting. Es decir, la publicidad dirigida al usuario en función de las acciones que ha realizado en Internet anteriormente, así como las cookies de tipo analíticas a través de Google Analytics, Amplitude y KissInsights que analizan características concretas para determinar el perfil del usuario.

En todo caso, también se usan cookies para optimizar la visualización al mostrar anuncios en Facebook o Twitter y las de otros que faciliten la obtención de premios de terceros.

Sea como sea, el incumplimiento a nivel de protección de datos y de la gestión de cookies por parte de Patreon es, en este caso, muy considerable.  

Privacidad

A nivel de Privacidad, cuando creas una cuenta, ya sea como empresa/patrón o influencer/creador, debes dar los siguientes datos: nombre completo, email y contraseña. También podrás loguearte vía Facebook, y ahí das la información básica del perfil (nombre, foto de perfil y lista de amigos). Finalmente, debes indicar país y lugar de residencia.

Algo a destacar dentro de la Política de Privacidad es que la misma no identifica al responsable del tratamiento (es decir, quién recoge tu información personal). De hecho, la Política de Privacidad solo incluye un párrafo relativo a que el servicio está basado en EE.UU. y que al usarlo consentimos que se transfieran nuestros datos a USA.

Para ser un patrón y poder financiar a los creadores que te gusten, deberás proporcionar una serie de datos personales a alguno de los procesadores de pago que tiene la plataforma (Stripe, Paypal o Payoneer). Estos datos se harán llegar a Patreon mediante un token que represente tu cuenta donde se incluyen los siguientes datos: tipo y fecha de vencimiento de la tarjeta así como sus cuatro últimos dígitos y tu nombre y dirección de correo electrónico, si los has aportado durante el registro.

En el caso de ser creador, la información que Patreon puede recopilar al crear una página es aquella que describa qué estás creando, las recompensas y los objetivos financieros que tienes así como toda la información adicional que agregues a su perfil.

Además, para poder recibir los pagos deberás crear una cuenta en PayPal, Stripe o Payoneer y deberás rellenar un formulario con tu nombre legal, dirección, número de la Seguridad Social, país y  fecha de nacimiento, entre otros.

Debemos destacar que en la Política de Privacidad no se hace referencia a los derechos que los usuarios tienen respecto de sus datos personales, tales como acceso, rectificación, oposición o supresión, entre otros.

En cuanto a la conservación de datos personales, Patreon los guardará durante un periodo de diez años, a menos que deshabilites la información de tu cuenta aunque debes tener en cuenta que una vez dehabilitada no podrás volver a iniciar sesión.

Patreon no vende la información que recopila de los usuarios aunque sí puede compartirla. En este sentido, si eres un patrón, la plataforma podrá compartir tu información con distintas personas:

A.- Con todos los creadores comparte tu dirección de correo electrónico, mensajes enviados, dirección física, ciudad, estado, país o número de teléfono, entre otros. 

B.- Con terceros como los proveedores de servicios, siempre y cuando lo consientas o para proteger la plataforma y sus usuarios.

C.- Con cualquier usuario se comparte tu perfil, enlaces y ubicación en las redes sociales, los creadores que admites cuando tu cuenta sea pública y cualquier publicación o comentario que hagas en la página de un creador, entre otros.

En todo caso, Patreon no guarda los números completos de tarjetas de crédito de los usuarios, cifrándolos antes de almacenarse.

Captura de pantalla (133).png

Condiciones de Uso

A nivel de Términos de Uso, debes crearte una cuenta (como creador/influencer o empresa/patrón) y cumplir con las indicaciones que se recogen en este texto.

Para poder registrarte debes tener al menos 13 años de edad. Sin embargo, a la hora de dar o recibir promesas el usuario deberá ser mayor de 18 años o contar con el permiso de sus padres para ello.

Por otro lado, Patreon se reserva el derecho a poder cancelar tu cuenta si llevas a cabo actuaciones contrarias a sus políticas como por ejemplo actividades ilegales, spam, fraude o suplantación, entre otras. Aquí podrás consultar las pautas de Patreon para evitar esta cancelación.

Dentro de estos Términos de Uso, podemos encontrar una serie de indicaciones si eres un patrón y si eres un creador de contenido.

Si eres un patrón, en primer lugar deberás crear una cuenta, seleccionar el método de pago (Paypal o tarjeta) y buscar creadores a los que otorgar promesas (pagar dinero). Estas promesas pueden ser de dos tipos:

  • Suscripción mensual. El pago al creador se hace mensualmente aunque debes tener en cuenta que el primer mes, el cobro se realizará en el momento en el que decidas dar esa promesa al creador.
  • Suscripción de contenido. El pago se hace por contenido concreto del creador.

Asimismo, no debemos olvidar que ambas suscripciones se pueden cancelar en cualquier momento.

Además, debes tener en cuenta tu ubicación, ya que algunos bancos pueden cobrarte un cargo por transacción extranjera del 3% por tu compromiso con un creador. Todo ello, aplicando los correspondientes impuestos.

Si eres creador, tú determinas la cuantía de pago, mensual o de proyecto concreto.

Al aceptar los Términos de Uso, designas a Patreon como tu agente para que reciba, retenga y liquide los pagos. Por tanto, debes tener en cuenta que en caso de que exista algún tipo de problema, solo podrás reclamar a Patreon.

Además, debes tener en cuenta que, por todas estas gestiones, Patreon se quedará con el 5% de los pagos procesados excepto si los pagos se hacen por separado (en este caso se quedará con un porcentaje menor aunque no se especifica exactamente). Asimismo, y al igual que pasaba con los patrones, debes tener en cuenta tu ubicación, ya que algunos bancos pueden cobrarte un cargo por transacción extranjera del 3%.

Otro aspecto que debes tener en cuenta en cuanto a los pagos es que Patreon te proporcionará acceso a tus fondos aunque en algún momento puede ser que existan retrasos. Del mismo modo, Patreon se reserva el derecho a bloquear o retener pagos por violaciones de los términos o razones de cumplimiento, incluida la recopilación de información de declaración de impuestos. En ambos casos, retraso o bloqueo, Patreon intentará comunicar los motivos de inmediato.

Como creador, eres responsable de llevar a cabo el pago de los distintos impuestos que se te apliquen. En este sentido, Patreon únicamente recopila información de tu identificación fiscal informando a las autoridades fiscales según lo legalmente requerido. En cuanto al impuesto del IVA, Patreon lo gestionará en tu nombre siguiendo lo establecido en su guía de IVA.

Por último, Patreon no forma parte de los acuerdos entre creadores y patrones. Por tanto, únicamente procederá al reembolso de cantidades en situaciones excepcionales. Aunque no se especifica cuáles son estas situaciones excepcionales y además el reembolso que se realice se deducirá de pagos futuros.

En cuanto al contenido, el creador mantendrá la propiedad total concediendo a Patreon una licencia mundial, gratuita, perpetua, irrevocable, no exclusiva y sublicensable, para usar, reproducir, distribuir, realizar, mostrar públicamente o preparar trabajos derivados del contenido. Por tanto, ojo con el carácter indefinido e irrevocable del contenido creado y licenciado a Patreon.

En este sentido, si deseas utilizar el contenido de un creador será necesario que previamente obtengas su consentimiento.

Por otro lado, la plataforma prohíbe algunos contenidos y recompensas como aquellos que incluyan actos sexuales o violentos, desnudos o representaciones realistas de actos sexuales o violentos (a menos que marque la página como Contenido para adultos y haga que los usuarios solo puedan ver las publicaciones). También prohíbe usar la propiedad intelectual de otros sin su permiso, entre otros.

Así, Patreon se reserva el derecho a eliminar este contenido o a cancelar tu cuenta cuando otro usuario informe sobre contenidos prohibidos, la plataforma verifique que se están incumpliendo sus términos y condiciones o simplemente a su discreción. Del mismo modo también podrá cancelar cualquier compromiso y eliminar cualquier contenido o recompensa.

Si como usuario o creador crees que pueden estar utilizando tus derechos de autor sin tu permiso, puedes enviar un correo electrónico a copyright@patreon.com.

Como usuario podrás deshabilitar tu cuenta permanentemente en cualquier momento desde tu perfil.

Patreon quiere que en caso de problemas te sometas al arbitraje administrado por JAMS (organización de EEUU), según sus reglas y procedimientos. Asimismo, que vayas a los tribunales de San Francisco y se aplique la ley de California.

Ahora, bien, si eres consumidor, esa cláusula será nula, ya que según el art. 90 de la Ley para defensa de consumidores y usuarios no te pueden obligar a un arbitraje, tribunales o leyes que no sean los del domicilio del consumidor.

Captura de pantalla (134).png

En conclusión:

  • Patreon no notifica al usuario que le instala cookies en cuanto acceda al servicio.
  • Su Política de Privacidad incumple en buena parte la normativa actual.
  • Los pagos se hacen vía Paypal o tarjeta, con una comisión del 5% (más la del banco).
  • El creador es propietario de lo que sube, pero se lo licencia a Patreon de forma indefinida e irrevocable.
  • Que te obliguen a arbitraje y a la ley y tribunales de EEUU seguramente sea nulo en consumidores e incluso profesionales europeos.

Podéis ver más sobre estas cuestiones y el marketing de influencia en nuestro perfil de Instagram Twitter. ¡Nos leemos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.